20070320

Los Sapos


Pues ni sí ni no, quien sabe o a lo mejor, pero la mejor receta para un domingo en la mañana es chacharear y salir a buscar con ganas de no encontrar nada útil en los mercadillos. Hallarme en la sensación de poseer, de acumular chunches y experiencias que se continúan en una aglomeración de cosas que están ahí para ser mías, para acompañarme. Cosas que significan algo, que me seducen cuando las veo agolpadas en los estantes y cajones sin ningún orden mientras, se transforman en recuerdos que dicen algo del mal gusto que tengo por atesorar, en placebos para lo que no hay cura.

Y todo hace ausencias que extraño, olvidos que se recrean de vez en vez mientras veo tantos objetos sin sentido que murmuran entre sus territorios, platicándose entre ellos su pasado y que ciertamente, no sirven para nada. ¡Pero ahí están!
Publicar un comentario

Archivo del Blog