20060613

Yacías enfrente de mí, abierta como un camino. Yo siguiendo las luces melancólicas del alba a los costados, no se si huyo o me acerco, no entiendo que al final soy yo mismo el destino y la nostalgia, el viento me trae tu olor, dulce y complaciente, mientras me deslizo dentro de ti, resbalando por tus cabellos.

"Vanidad de vanidades, todo es vanidad y atrapar vientos", ec 1,2
Publicar un comentario

Archivo del Blog