20070626

Ves como se escurre el agua entre el cuerpo mientras llueve, mojando todo y sin permanecer, no la puedes atrapar. Sientes que no es la piel lo que limpia, es el alma y que cuando se empieza a esfumar una perdida, se desvanece algo en otro lugar mientras lanzado a la velocidad me dejo caer en una experiencia nueva que no tiene miedo de llegar a ser un sentimiento. En el tiempo, se que todo pasó hoy mismo, entre los evos del ser que se deja venir sobre la terca memoria.
Publicar un comentario

Archivo del Blog